7 razones por las que creo en el evangelismo atraccional

Existen recientemente un par de conceptos que parecen estar en abierta contraposición: se trata del evangelismo misional y el evangelismo atraccional. Desde la redacción de IDEAS creemos que toda iglesia necesita un equilibrio entre un modelo y el otro, deseamos ver ambos modelos trabajando sinérgicamente ya que no pensamos que ambas cosas deban estar en lucha.

 

Estamos preparando algunos posts que publicaremos proximamente para comprender las características de cada uno de estos modelos de predicar el evangelio y otros. 

 

Pensamos que una iglesia saludable necesita que cada uno de sus miembros encarne el evangelio en la cotidianidad, pero también necesita que sus programas se lleven con la suficiente conciencia evangelística para que la excelencia y la pertinecia cultural no decaigan haciendo totalmente irrelevente, para el mundo que querems alcanzar nuestro servicio.

 

Por eso compartimos estas ideas que el consultor de iglesias Chuck Lawless comenta al respecto del tipo de evangelismo atraccional:

 

7 razones por las que creo en el evangelismo atraccional


La manera en la que defino evangelismo atraccional es esta: «buscar atraer gente a la iglesia a través de grandes eventos», pero es un tema que ha traído mucha discusión. Algunos lo ven como un medio prioritario, efectivo y casi necesario para la evangelización en una cultura que no quiere oír del evangelio. Otros lo rechazan como un método simplista y centrado en el hombre, que comunica el evangelio de una manera barata y que es llevado a cabo por iglesias débiles.

Estoy de acuerdo en que este tipo de evangelización puede estar centrado en el hombre y que puede, francamente, ignorar la evangelización personal. Por otro lado, como dice un dicho: «no deberíamos tirar al bebé junto con el agua con la que se le ha bañado». He aquí por qué:

1. Bien llevada a cabo, el evangelismo atraccional es sólo una de las muchas herramientas de la iglesia.  Yo me preocuparía si este modelo se convirtiera en la única herramienta.

2. Su motivación es generalmente un deseo genuino de acercar el conocimiento de Cristo a la gente. Uno de los argumentos en contra es que este estilo de evangelización solo consigue aumentar el crecimiento de la iglesia sin que hayan verdaderos discípulos. Pero a eso no es a lo que apuntamos aquí. Este modelo puede ser motivado por un clamor honesto de la gente perdida para conocer a Jesus.

3. Empuja a las iglesias a pensar en la excelencia. Nunca he oído a ninguna iglesia que practique el evangelismo atraccional decir: «bueno, no importa si hacemos las cosas de una forma mediocre».  Por el contrario, suelen entender la necesidad de hacer las cosas bien, primero, para la gloria de Dios, y segundo, para atraer y mantener a la gente.

4. Anima a las iglesias a pensar en la contextualización. La contextualización se enfoca en comunicar el evangelio de una forma clara a una cultura determinada. Por alguna razón, aceptamos este proceso siempre y cuando estemos sirviendo en el extranjero, pero lo vemos como problemático si lo hacemos en nuestro propio lado del océano. Mi argumento es que siempre debemos preguntarnos cómo comunicar mejor el evangelio tomando en cuenta a la gente y las características del lugar que estamos tratando de alcanzar para Jesús. Es difícil evangelizar efectivamente sin hacernos estas preguntas.

5. Motiva y anima a la congregación para que piense en sus vecinos y amigos que no están en la iglesia. Si conseguimos que alguien invite a su amigo a la iglesia, estamos dando un paso en la dirección correcta. A veces, preguntar a la persona intentando profundizar en cuál es su deseo a la hora de evangelizar podría ser el primer paso para entrenarlos como evangelistas sanos y fuerte.

6. Es una estrategia sinérgica para llegar a la gente que no conoce a Jesús. Una vez más, no estoy argumentando el uso exclusivo de esta manera de evangelizar. Quiero ver iglesias haciendo evangelización personal, evangelización desde el púlpito, evangelización en grupos pequeños, etc. Este tipo de evangelización es simplemente otra opción, aunque la considero una opción muy eficaz.

7. Expone a la gente a la verdad del evangelio. La meta de todo esfuerzo evangelístico es esta: que alguien escuche el evangelio. Si una persona se convierte el trabajo de evangelización habría tenido sentido, y no quedará duda que la herramienta utilizada ha sido la correcta pata traer salvación a esa vida.

¿Qué piensas tú al respecto? Déjanos saber tu opinión.


_______________________

 

Chuck Lawless es Decano y Vicepresidente de los estudios de posgrado y centros de ministerios en el seminario del sudeste en Wake Forest, Carolina del Norte, y consultor de educación teológica global para la Junta de misión internacional de la Convención Bautista del sur. Este artículo fue publicado originalmente en ChuckLawless.com.

 

Soraya Méndez tiene formación como coach especializada en liderazgo, es colaboradora en la plataforma IDEAS y, actualmente, se encuentra realizando una investigación para desarrollar un material de ayuda a pastores y equipos de liderazgo. Puedes visitar su web aquí.

Edmundo Hernández, fundador de la plataforma IDEAS, es asesor y consultor de pastores y equipos de liderazgo desde la ciudad de Barcelona, España. Actualmente está traduciendo y adaptando un manual para desarrollar más efectivamente el sistema de células en las iglesias. Puedes descargarte otros materiales suyos en este enlace de recursos gratuitos.

 

La fotografía mostrada en esta entrada de blog ha sido tomada de un evento del día del niño organizado por el Centro Cristiano de Morelia en México.

 

 

 




 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

redes sociales:
  • Facebook B&W
  • Twitter B&W
  • Instagram B&W
Otros temas:

September 17, 2020

Please reload

etiquetas
Please reload

© 2023 by The Artifact. Proudly created with Wix.com

  • Facebook B&W
  • Twitter B&W
  • Instagram B&W